Buscar este blog

Cargando...

viernes, 20 de diciembre de 2013

Aprobada la Regla Volcker



Ha tenido una muy amplia cobertura informativa la aprobación de la llamada Regla Volcker. Una cobertura que es lógica dado el impacto que dicha regulación está llamada a tener en la estructura del sistema financiero estadounidense. La Regla completa el desarrollo de la Ley Dodd-Frank aprobada en el año 2010 como consecuencia de la crisis financiera que tanto calado ha tenido en aquel sistema y que ha explicado entre otros, Javier Martínez Rosado en un artículo publicado en la Revista de Derecho Bancario y Bursátil [v. “Reforma del sistema financiero en Estados Unidos: la llamada Dodd-Frank Act”, RDBB 125 (2012), pp. 7-38]. 


Lo primero que hay que recordar de la llamada Regla Volcker es cuál era su finalidad: separar la actividad de las entidades de crédito que recibían fondos de los ahorradores, es decir, de entidades  de depósitos,  de las actividades que se llevan a cabo en los mercados financieros y que implica un mayor riesgo. Se trataba de reproducir ochenta años después la misma idea que inspiró la reforma del sistema financiero estadounidense tras la gran depresión de 1929, reforma que dio lugar a la llamada Ley Glass-Steagall.

Quizás lo más llamativo de la nueva Regla en el aspecto formal sea su extensión. The Wall Street Journal ofrecía un acceso directo al documento en el que ha quedado plasmada dicha Regla y que tiene una extensión de nada menos que 892 páginas.

La cuestión desde la perspectiva europea también vuelve a ser la de si en esa pugna que existe entre los sistemas financieros respectivos, un mayor nivel de seguridad en la normativa de uno, provoca reformas similares en los demás.

Madrid, 20 de diciembre de 2013